viernes, 13 de enero de 2017

Signo, y contacto: Diálogo con Douglas Rodrigo Rada

El trazo y el espacio. La línea, – fisura. Cómo es que uno rompe con el espacio de ausencia, y qué manifiesta, qué decide cuestionar, qué encuentra...
Quizá, por otra parte, en la misma rasgadura, qué se revela de la auténtica ausencia, acaso el manto blanco,  impostación, como acabado de un cielo raso – de cordura.
Darse con el trabajo de Douglas Rodrigo Rada. Una voz cordial. Pero tan clara la contradicción como motivo. El resultado, acaso, asunto de tajos  un mismo sendero, en la materia; patrones, quizá. O tópicos recurrentes...

Hay cosas que se repiten círculos, espirales, anomalías corporales. Orden Vs. desorden.
Me es imposible sacar patrones, creo que todo se mezcla en mis dibujos.


Una visión.
Qué decir, qué omitir o, mejor dicho, qué reconocer claro en el propio silencio, para resaltarlo por contraste: qué cuestión a través de una atrevida afirmación. – Provocación.

La visualidad de lo posible es bien importante. Pienso en un ejercicio de mezcla y combinación permanente a la usanza de los surrealistas, y que para este ejercicio es muy importante que tenga los objetos originales que pueden servir de detonantes a los contenidos.


Modos de aproximación a un ámbito ajeno a intelecciones, en que por fuerza, la lógica pierde certeza

De otra manera podría pasar días, años buscando los materiales correctos sin tener la seguridad si existen o no.

Andar y revelar a la marcha – límites...



La creación, el trazo, decíamos, como principio del cuerpo. Obra corpus... Extremo de la sensibilidad al vacío.



Me encanta el arte en general, y tengo un interés sobre el cuerpo humano y sus límites que se ve de forma recurrente en mi obra. No estoy seguro si mi interés en el tema tiene que ver con la esquizofrenia, el colonialismo o si es más básico. En este sentido siempre me ha llamado la atención la danza, cierto tipo de teatro y en especial, el llamado performance, con el cual siento especial afinidad.


Contacto.
Antenas que se tocan: extremidades del propio extremo de uno. De la memoria, chispa  también por interpretación.

Tengo influencias de lo más diversas: algunos artistas del mainstream como Bruce Nauman, y también artistas de manicomio como Martin Ramírez. Pero alguien muy cercano con quien he mantenido un permanente diálogo sobre el arte y la producción creativa es Alejandra Alarcón, artista boliviano-mexicana, con la que creo comparto mi interés sobre la otredad y la diferencia.


Apuesta por signos, tu trabajo...
Diferencia entre lo íntimo y lo privado. Lo primero, universal en esencia, resulta intransferible sin la experiencia común del cuestionamiento; es a partir de lo que se desarrolla la verdadera comunicación, honda  el campo del Arte. Lo segundo, información clasificable, referencias de hechos, aparte la esencia, fáciles de comunicar, – distinguen, pues comprometen juicios lejos de un conocimiento íntimo, siempre – error.


Y el signo intima. Hiere.


Mis motivaciones... La verdad es que me encanta el arte, me ayuda a negociar con la realidad y representa un reto para mí pensar que puedo llevar mi proceso hacia adelante.
El arte es un producto cultural y un fenómeno social. Evidentemente, el artista al margen de estas condiciones, se construye a sí mismo bajo la mirada de una alteridad, en este caso, de su propio trabajo.


Algo que no puedo responder: ¿tiene el trabajo algo que ver con mi vida?

Aún en el trazo sencillo, hay matices...
Va del oficio; mecanismos, herramientas...

El año 2015 hice una gran cantidad de dibujos llenos de colores, pero no es un color equilibrado más, sino un retaque de color que se transforma de alguna forma en una masa sucia que funge de la misma manera que el negro en mi trabajo realizado con bolígrafo, birome, pluma, de los últimos 10 años.


Adónde, las líneas, ahora...

Mi trabajo viene y va; trabajo al mismo tiempo en diferentes ramas de un mismo árbol; supongo que cuando se seca de un lado me voy al otro. 2016 y 2017 pasé mucho tiempo pensando en cómo llevar mis dibujos a la tridimensionalidad y creo que parte de mi producción seguirá por ese camino.


Posibilidades. Penetración.
Nuevos mapas; evidencias de exploración...


... huella, de tiento en pos.
Seguir: antes, detrás; al blanco, – en él. El trazo, la forma,  un sí, presente. La pretensión, labrar signo  cultura: heredad del contacto.
Vamos.


2 comentarios:

  1. Muy bueno, me gusta mucho saber de sus últimos trabajos, sus próximas motivaciones. Felicitaciones.

    ResponderEliminar
  2. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar